viernes, 23, febrero

Skoda Kamiq 2024, para quien busca una compra inteligente

Después de cuatro años, Skoda ha renovado el Kamiq aplicando una fórmula de éxito ya experimentada en la marca en otros coches: mejorar lo presente sin meterse en grandes complicaciones. Skoda lo puede hacer así porque cuando lanza un coche nuevo al mercado suele ser ya un producto redondo, y el Kamiq no es la excepción.

Por ejemplo, incluso como vehículo orientado a ser el único coche de una familia media, el Skoda Kamiq, el SUV más pequeño de la marca, ofrece espacio y capacidades de referencia en su clase. Pero también comodidades de coche superior, buena variedad de motores o un equipamiento bastante completo de serie y que se puede enriquecer hasta poder configurar un coche funcional de capricho.

Pequeños grandes cambios que dan un aspecto mejor

Skoda no se ha vuelto loco modificando el diseño exterior, algo que puede ser muy positivo para los usuarios que ya tienen la primera serie. Sus formas siempre han dado prioridad a la función con la intención de conseguir la mayor capacidad de carga posible o el habitáculo más espacioso, y nada de eso ha cambiado tras esta actualización: conserva 400 litros de capacidad de maletero, una capacidad más que generosa para un coche de 4,24 metros. Posiblemente, sus plazas posteriores sean las más holgadas para que dos adultos pueda viajar cómodamente o utilizar sillas infantiles ya que también es uno de los modelos con más anchura atrás o espacio de piernas.

El diseño exterior ha cambiado muy sutilmente. Los paragolpes tienen ahora entradas de ahora más prominentes, la parrilla es algo más grande que antes, los faros tienen módulos interiores con diferentes proporciones y, siguiendo el estilo de otros nuevos coches de la marca, ahora el portón lleva el nombre del modelo con una tipografía actualizada.

Dentro nos vamos a encontrar con un ambiente más cuidado. Aunque ha mejorado la digitalización, el mayor esfuerzo del fabricante ha sido aumentar el porcentaje de materiales sostenibles utilizados en el interior. Por ejemplo, los paneles de las puertas y el recubrimiento del techo están ahora hechos en fibras vegetales. Los tapizados de asientos, moqueta, piso o alfombrillas emplean tejidos reciclados.

El cuadro de instrumentos es ahora siempre digital, de 8 pulgadas en tres de las cuatro versiones y de 10,25 pulgadas en el acabado deportivo Monte Carlo, opcional en el resto de las definiciones. Esta última pantalla, dispone además de una mayor capacidad de personalización y distribución de datos en sus cuadrantes de información.

El sistema multimedia también tiene dos alternativas, bien una pantalla táctil de 8,25 pulgadas de serie, o un sistema más avanzado de 9,2 pulgadas con navegación constantemente conectada, posibilidad de actualizaciones desde la nube o comandos vocales más avanzado al al que podemos solicitar funciones mediante lenguaje natural.

Una opción todoterreno, una deportiva y otra, tal vez, demasiado básica

Hay tres motorizaciones en la gama, todas ellas de gasolina y con etiqueta C de la DGT. Dos de ellas emplean el motor 1.0 litros TSi de 3 cilindros mientras que la otra utiliza el motor 1.5 TSi de cuatro cilindros. El primero de ellos tiene a su vez dos nivele de potencia: 95 y 116 CV. Quien tenga intención de utilizar el coche para viajar frecuentemente, más aún si se viaja con el coche cargado, el 1.0 TSi de 95 CV puede ser una opción algo limitada.

Y es que, este propulsor sólo tiene 175 Nm de par, emplea una caja de cambios manual de 5 velocidades sin opción a la automática DSG y tiene una capacidad de aceleración algo modesta. Eso sí, puede ser un gran coche de uso urbano porque, lo que no falta, es suavidad y buen agrado de utilización en condiciones de poca exigencia mecánica. Anuncia un consumo medio de 5,5 l/100 km. Sus precios son de 22.200 euros para el acabado Essence, 23.700 euros para el Selection y 24.700 euros para el Desing.

El 1.0 TSi de 116 CV, el intermedio, puede ser el punto de equilibro del Skoda Kamiq 2024 para una gran mayoría. Se combina con la caja de cambios manual de 6 marchas o la automática DSG de 7 relaciones, está disponible en los cuatro niveles de acabado que ofrece la gama, es claramente más agradable y solvente que el anterior en carretera, incluso cargado, y también gasta muy poco, menos incluso que el TSi de 95 CV al ofrecer más par a bajas vueltas e ir más desahogado por la diferencia de marcas en su caja de cambios.

El 1.0 TSi de 116 CV con caja manual gasta 5,4 l/100 km; con la automática DSG/7 consume dos décimas más. En el primer caso, los precios varían entre los 23.200 euros y los 25.700 euros. Con cambio automático cuesta entre 26.500 y 28.700 euros.

El motor 1.5 TSi de 150 CV es, indudablemente, el mejor de la gama Skoda Kamiq, pero no es necesariamente el propulsor que te tienes que comprar si quieres un Kamiq con el que poder viajar desahogadamente: como hemos dicho, ese punto de equilibrio lo tiene el 1.0 TSi de 116 CV, aunque la fuerza extra que aporta siempre será bienvenida para tener una reserva de motor a la hora de adelantar en carretera o incorporarse  rápidamente a una vía ya que sus prestaciones están, claramente, en otra división sin por ello ser un motor que consuma demasiado; tanto el manual como el automático anuncian un consumo de 5,7 l/100 km.

El Skoda Kamiq 1.5 TSi el el único de la gama que no se ofrece en acabado Essense, el más sencillo de todos. Con cambio manual sus precios oscilan entre los 25.700 y los 27.900 euros; en el caso de equipar la automática, los precios estarán comprendidos entre los 26.500 y los 29.700 euros. Es, por tanto, uno de los SUV más competitivos de su categoría por su relación entre precio, capacidad interior, calidad, comodidad y equipamiento.

Dinámicamente, el Skoda Kamiq es un coche que sobresale de la media por el funcionamiento de sus suspensiones, muy cómodas por la calidad con la que absorben las irregularidades o aíslan el habitáculo del asfalto pero también muy eficaces para contener debidamente los movimientos de la carrocería y conseguir una alta sensación de seguridad. Los Monte Carlo, además, cuentan con una amortiguación diferente que amplifica el dinamismo del Kamiq equipando muelles 10 mm más cortos y amortiguadores que además de ser más rígidos, están controlados electrónicamente y ofrecen diferentes niveles de firmeza. Es un elemento que opcionalmente pueden equipar otros acabados de la gama y proporcionan un tacto de conducción que, por ejemplo, ofrece el Ford Puma de serie, uno de los SUV de la categoría con mejor tacto de conducción.

Cuatro acabados y cuatro definiciones interiores

Cada nivel de acabado cuenta con su propia definición interior: Essence va ligado a Studio, Selection con Loft, Desing con Dynamic y Monte Carlo con ambiente que lleva su mismo nombre y se distingue por elementos que dan una personalidad más deportiva al coche. Todos los Skoda Kamiq tiene de serie elementos como faros con tecnología Led, llantas de aleación, conexión sin cables para Android Auto y Apple CarPlay o nueve airbags. Puede disponer de programador de crucero activo, mantenimiento de carril, lector de señales de tráfico, detección de vehículo en punto ciego o sistema de frenada de emergencia con reconocimiento de peatones o ciclistas. Como novedad en la gama, el Skoda Kamiq puede equipar ahora faros Matix Led que adaptan la luz larga para evitar deslumbramiento.

 

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

SÍGUENOS

2,597FansMe gusta
865SeguidoresSeguir
2,310SuscriptoresSuscribirte

ÚLTIMOS ARTÍCULOS