viernes, 23, febrero

¡Cuidado! No uses esto como líquido lavaparabrisas

La seguridad durante la conducción es muy importante, así que todos los elementos que permiten incrementar esta son muy importantes y deben estar en óptimas condiciones. El parabrisas es lo que permite ver la carretera por donde se circula, así que es muy importante que esté limpio. Hay varios elementos que permiten que esto ocurra. Uno de ellos son las escobillas limpiaparabrisas, que han de estar en buen estado. Estas se encargan de retirar la suciedad que se acumula sobre el mismo.

Pero a veces hace falta que se humedezca esa suciedad para que se pueda retirar de manera más sencilla. Esta función la realiza el líquido lavaparabrisas. Este se lanza desde los inyectores que están situados frente al parabrisas y humedece toda la suciedad para que las escobillas pueda retirarla.

Líquido lavaparabrisas

En el mercado hay varios productos que sirven como lavaparabrisas, que tienen componentes que ayudan a reblandecer la suciedad. Es un líquido barato y siempre hay que tener el depósito de este líquido lleno y listo para el uso. Sin embargo, a veces puede agotarse y nos podemos encontrar con que no podemos reponerlo. Y en ese momento, quizá necesitemos un sustituto. Pero cuidado, porque no todo vale para ello.

La primera opción que se nos puede venir a la cabeza es llenar el depósito del lavaparabrisas con agua del grifo o agua embotellada. No debería haber problema en hacer esto, pero solo si hace forma ocasional y solo cuando no hay más remedio. El agua corriente lleva varios minerales disueltos en ella. Estos pueden solidificarse y pueden obstruir el inyector o el circuito por el que circula el líquido.

Si se utiliza de manera habitual, puede producirse este bloqueo y no saldrá de manera eficiente, dificultando la limpieza del parabrisas. No solo eso: esos minerales pueden acumularse en el parabrisas y dificultar la visibilidad, sobre todo si el sol o la luz incide directamente sobre el mismo. El agua desmineralizada puede ser una opción, pero tampoco es lo ideal.

Hay quien añade vinagre al agua. De esta manera, se evita que se acumule la cal. Pero esto no ayuda demasiado, realmente. Hay otros elementos en el agua que pueden provocar que se pierda visibilidad y el vinagre no actúa sobre ellos. Además, se trata de un producto que tiene un olor muy fuerte y que puede provocar que sea bastante desagradable.

Otras personas añaden lavavajillas al agua. Esto podría parecer bueno, ya que este producto eliminar la grasa y limpia de manera muy efectiva. Pero el lavavajillas crea espuma, además de ser un producto que puede crear una película de producto que genere espuma si cae algo de agua después de secarse. Un riesgo para la seguridad de la conducción que no vale la pena correr.

El limpiacristales doméstico puede ser una opción más adecuada, pero siempre es mejor utilizar el líquido lavaparabrisas fabricado para cumplir con esa función. Su composición es la adecuada para ofrecer el mejor resultado, no se congela en caso de frío y mantiene limpio y funcionando el circuito que lo lanza al parabrisas.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

SÍGUENOS

2,597FansMe gusta
865SeguidoresSeguir
2,310SuscriptoresSuscribirte

ÚLTIMOS ARTÍCULOS